viernes, 21 de noviembre de 2014

jueves, 20 de noviembre de 2014

Games Workshop se sigue luciendo con el "Todo esto por Sol"!

Si señores, GW sigue luciéndose con sus cagas. Esta vez han puesto una simpática errata en su catálogo gratuito, que se repite constantemente.
Pasean y vean. La chapucería y el desprecio hacia el consumidor español sigue y seguirá.
















Universe #01 de Albert Monteys ¡LA REHOSTIA CÓSMICA!


Albert Monteys, que fue hasta el BOCHORNOSO ejercicio de autocensura relativo a una portada que afectaba a la figura de nuestros regios y muy amados monarcas, el director de El Jueves...tras aquello dejó ese barco amotinado por cobardes y decidió irse por su cuenta junto a otros valientes con conciencia. Orgullo y Satisfacción fue de lo primero que Monteys sacó, junto a esos valientes antes mencionado, y hoy entro en Panel Syndicate, a instancias de una amiga, para toparme con esta jodida maravilla.




¡Universe! Una nueva serie de ciencia-ficción escrita, dibujada y ...bueno, hecho al 100% por el señor Monteys y por la que podréis pagar ¡lo que queráis! Bueno, como iba diciendo, ¡Universe! es una serie de historia autoconclusivas, pero que según se nos asegura interconectadas, de ciencia-ficción que en este primer número chorrea talento y virtuosismo como un trapo de churrería chorrea aceite usado. Y al igual que el churrero sin problemas cardíacos se nota que el señor Monteys disfruta con lo que hace en ¡Universe! Para darse cuenta de ello solo hay que fijarse en los hilarantes detalles del mundo que se construye, lo original de su planteamiento pese a su estilo que no deja de ser familiar para los que llevamos años siguiéndole, o vivimos en este agujero hediondo que llamamos planeta. Fantástico pero realmente muy realista. El trabajo de color, incluidas la falta del mismo o la explosión que marca el hecho más importante del relato contenido en este estreno, así como el detalle del dibujo y sus formas ayudan a conformar este estupendo comic.

Vale, bien ¿y de que va ¡Universe! #1? Pues de la aventura del primer viajero temporal, Tommy Marriott, que es obligado por su empresa, la megacorporación del mueble Industrial Wortham, a viajar hasta el mismo Big Bang para grabar en los quarks el nombre de la empresa provocando ¡que toda la materia sea marca registrada! Pero claro, no todo sale como le gustaría al cadavérico y genial señor Wortham. Un relato original, divertido y con un protagonista patético a la par que humano que se mueve a lo largo del tiempo, la evolución y lo comercialmente aceptable que tras leerlo no solo te provocará un ansia brutal por seguir conociendo ¡Universo! así como, no sé, ganas de golpear con mil ejemplares impresos al guionista que ha provocado que Doctor Who sea más insufrible que una alergia en la punta del glande ¡APRENDE, MOFFETO!

Resumiendo:35 páginas, mucho talento destilado en un licor que solo te hace desear más y paga lo que quieras ¿es necesario que diga algo más? ¿NO? Pues ya sabes.

La obra está en castellano, catalán y la vil lengua de Albion.

miércoles, 19 de noviembre de 2014

Desafío de los 30 días 2014: Día 19-Un libro que se merece su juego de rol



¡Los caballeros de la mesa del Comedor! Creo que lo más molón sería ver a roleros rolear que son roleros ¡que rolean!
Si, joder ¡y que alguien me traduzca el puto número que DEVIR dejó sin traducir ganándose MI ODIO Y ETERNO JURAMENTO DE VENGANZA!